HIFU

hifu

¿Qué es el HIFU?

El tratamiento HIFU consiste en la aplicación de un haz de ultrasonido de alta frecuencia y alta energía en la piel, para remodelar su tejido, mediante ablación térmica. En este proceso, los tejidos colindantes no quedan afectados, pues esta es una técnica no invasiva, que trae múltiples ventajas para el paciente.

Se emplea fundamentalmente para reducir arrugas, líneas de expresión, adiposidad localizada y tensar la piel.
Los aparatos de HIFU en estética emiten energía ultrasónica de forma concentrada en un haz de sonido, del mismo modo que una lupa con los rayos del sol, sin causar daño alguno a los tejidos.

Estos aumentan la temperatura de la zona tratada a unos 65° / 70°, localizando el calor a unos 4.5 mm de la epidermis, lo que consigue miles de puntos de coagulación muy precisos a diferentes profundidades.

Dicho mecanismo permite hacer la neocolagenogénesis (remodelación del colágeno), un proceso en el cual los tejidos comienzan a repararse, mejorando notablemente la apariencia de la piel desde la primera sesión.

Al finalizar el tratamiento, se consigue estirar y dar firmeza al tejido de la piel.


Beneficios del HIFU

1. Puede usarse en cualquier tipo de piel, sin causar lesiones ni molestias.
2. No es fotosensibilizante, así que puede aplicarse en cualquier época del año.
3. No daña tejidos adyacentes a la zona tratada.
4. Ofrece mejores resultados que la radiofrecuencia, pues mejora la piel a largo plazo y trabaja en cada uno de sus estratos.
5. Da resultados muy similares a los ofrecidos por procedimientos quirúrgicos, puesto que puede eliminar arrugas en ojos, boca y frente de manera manual.
6. Minimiza las marcas de expresión que denotan envejecimiento, debido a la regeneración de colágeno y elastina, de manera natural.
7. Destruye de forma definitiva los adipodicitos, por lo que elimina grasa permanente en abdomen, brazos, glúteos, piernas y cintura, previendo, además, la flacidez en el contorno corporal.
8. Requiere de pocas sesiones, basta con unas 3 para conseguir el resultado deseado.

El HIFU es indicado para:

• Personas con flacidez de piel leve o moderada, en un rango etario de 30 a 60 años.
• Pacientes con mayor grado de flacidez que no quieren o no pueden recurrir a una a cirugía.
• Individuos con las cejas caídas, flacidez en las mejillas, región mandibular y cuello.

La sesión con HIFU

La aplicación de la terapia puede soportarse con facilidad y suele durar de 30 minutos a 2 horas. Sin embargo, hay que tener en cuenta que el nivel de dolor depende de cada persona.

Habitualmente, se sienten molestias cuando la energía es liberada, pero esto dura solo unos instantes.

En consecuencia, el paciente puede retomar sus actividades sin problemas, pues, en caso de producirse inflamaciones o enrojecimientos, desaparecerán luego de unas horas.

Cabe destacar que en algunos casos se puede experimentar una mayor sensibilidad u hormigueo al tacto. Esto es completamente normal y su efecto es temporal.

Los resultados finales se observan pasados 1 o dos meses. Incluso, en algunos casos, no son visibles hasta los 6 meses. Sea cual sea la experiencia, es posible ver la contracción inmediata de los tejidos desde la primera aplicación.

Читать электронный журнал Космополитен, Бурда и другие.

logo abajo

Horario de Atención

Lunes a Viernes: 10.00  a 18.00 hs.
Sábados: 9 am - 16 pm

facebookgoogle+youtubefacebook

Contacto

Bernardo de Irigoyen 630 Piso 10 Dep. 1003
Barrio Monserrat - C.A.B.A.
11.4449.8990
info@lorestetica.com.ar